3 jul. 2010

La Marcha

Hasta que no desaparezcan estos anuncios


 

tendremos que seguir saliendo, todos, a la calle (tías, padres, hijos, abuelos, sobrinos...  el canario, etc.).




La ilustración reza:
    ¿ Agredido, asaltado, insultado?. ¡Avísanos!. Solo así podremos protegernos.
    Red de policía gay de Amsterdam.

18 comentarios:

Felipe dijo...

Sí,todos a la calle porque cada persona es un ser diverso y necesitamos asegurar su singularidad


Un abrazo

mangeles dijo...

Así es. Los intransigentes está ahí, esperando que bajemos la guardia, para discriminar y odiar a gays, mujeres, niños, negros, ...diferentes políticos...

Besos

Tesa dijo...

Mientras sigamos teniendo días de homenaje y desfile reivindicativo, significará que sigue haciendo falta hacer uso de ellos y, como bien dices, seguir saliendo todos a la calle.
Porque en cuanto los intolerantes dejen de serlo vean la normalidad de cualquier ser humano, cambiaremos, seguro, los desfiles por una tomatina.

Un paseante dijo...

La lástima del lenguaje políticamente correcto es llamarles "intolerantes" cuando lo que tendríamos que usar serían epítetos tales como "cabrones", "analfabetos" o, ya directamente, "hijos de..."
¿Intolerantes? Eso suena muy diplomático.

dante b dijo...

tú lo dices bien: no pasa por leyes represivas ni cuotas oligatorias, sino por mayor esclarecimiento, cultura, salud mental, respeto al otro en su diversidad...

mariajesusparadela dijo...

Por el camino que vamos, con televisiones como Intereconomía, tendremos que salir durante toda la vida.

Mercedes Thepinkant dijo...

Es una cuestión simple de incultura y miedo. El miedo a lo diferente, a tener que pensar por tí mismo (no por lo que te cuentan en tv), el miedo a ser, a compartir, a amar y a romper esquemas mentales que nos limitan como seres humanos. Con el miedo se domina a las masas (el hombre máquina de Gurdjieff)y se les inocula la fuerza terrible de la destrucción irracional.

La palabra tolerancia, en sí a mí ya me parece que no debía ni nombrarse, implica un esfuerzo, un "soportar" a los demás cuando en realidad se trata de compartir la vida con los demás.

Excelentes los comentarios también.

Un besico.

E. C. Pedro dijo...

De acuerdo. Es tan triste como defender los derechos humanos, que deberían ser universales. Deprime aun más saber lo que pasa en Malaui o Jamaica. En Colombia también registramos un nivel alto de trogloditismo. Los avances son muy recientes y hay que consolidarlos, que los "organizadores de vidas ajenas" acechan.

Belén dijo...

Se nota mucho cuando alguien es gay? es que yo ni me fijo, debo estar en babia...

besicos

Raúl dijo...

Qué curioso lo de la policía gay de Amsterdam. Perdona mi ignorancia, pero ¿es sólo el nombre del sitio web o telefónico de ayuda y denuncia contra la homofobia o es una sociedad organizada? Me imagino que lo primero, pero mi mente peliculera ya está pergeñando el argumento de una película al respecto XD

Sí, lamentablemente aún hay mucho retraso social en este tema, y según qué sitios mucho más. Por eso veo positivo y necesario el día del orgullo, aunque haya algún demagogo que argumente que es absurdo porque no existe 'día del orgullo heterosexual'. Fue el otro día, y en Madrid empezaron las fiestas de Chueca también.

El alegre "opinador" dijo...

Mientras haya gente que se permita llamar "enfermo" o "anormal" al que no es como él, no quedará más remedio que seguir...
Un abrazo.

Caruano dijo...

FELIPE, MÁNGELES, cierto es que no podemos bajar la guardia todavía. Ojalá pudiéramos cambiar este tipo de manifestaciones por una tomatina, como dice TESA.
Yo, como UN PASEANTE, pienso que "intolerante" es un adjetivo débil para actos criminales como son la agresión verbal y física a personas que no participan de la opción sexual mayoritaria (o de cualquier otra opción).

Caruano dijo...

A mí, como a MERCEDES, también me parece fea la palabra tolerar; a nadie le gusta que lo toleren: como dice DANTE, RESPETO es lo que debemos sentir hacia los demás. Y tendremos que salir, si es preciso, toda la vida a la calle para denunciar las repugnacias que se vierten en espacios como Intereconomía, MARÍAJESÚS.

Caruano dijo...

Que los "organizadores de vidas ajenas" (me gusta el sintagma), E.C. PEDRO, no se salgan con la suya. Por eso es importante que salgamos todos a reivindicar lo que nos parezca justo, y seguir consolidando lo que ya tenemos.
A la inmensa mayoría de los gays no se les nota que lo son (creo), BELÉN, como a la inmensa mayoría de los heterosexuales tampoco se les nota (salvo cuando te desnudan con la mirada, tanto unos como otros)

Caruano dijo...

RAÚL, a mí también me llamó la atención cuando vi el anuncio en prensa. Después me enteré que era una división de la poli holandesa para tratar de erradicar los constantes abusos, por parte de los grupos de extrema derecha, que se están dando en el país (para que veas que, un país que creemos tan "civilizado", abanderado de los derechos de gays, lesbianas y transexuales, tiene una (gran) parte oscurísima). Sobre lo que comentas de los demagogos y del día del orgullo heterosexual, sobran comentarios, (me duele la poca inteligencia que tengo, imaginando tan simplones argumentos).

OPINADOR, la derecha nacionalista que probablemente nos gobernará en Cataluña, y uno de sus históricos dirigentes, Durán i Lleida, defiende las clínicas que tratan de "redimir", o "ayudan" a convertirse al "heterosexualismo" a todo aquel que quiera cambiar de orientación sexual. Eso te da una idea de su catadura intelectual. Pa qué decir más ná.

El futuro bloguero dijo...

Bravo! Bien dicho.

Noemí Pastor dijo...

Jo, si en Amsterdam necesitan policía especial, que será quizás una de las ciudades más gays del mundo, ¿qué será en otros sitios? No quiero ni pensarlo.

Caruano dijo...

FUTBLO, con el gorro nuevo tienes cara de niño malo (muy buenas tus últimas entradas; no se me ocurre ninguna receta para las cerezas del Jerte, mecachis)


NOEMÍ,

eso mismo pensé yo cuando vi el anuncio; en muchos países sufren pena de muerte, como en Irán (horca).